miércoles, 1 de noviembre de 2017

TORMENTA DE ARENA

Seguramente uno de los fenómenos más espectaculares visualmente hablando, ya que cuando uno ve como se aproxima una tormenta de arena puede tener la sensación de que se acaba el mundo. 
Para que se formen este tipo de tormentas es necesario que exista un contraste térmico entre la superficie y las capas medias o altas de la atmósfera. 

Con la llegada de un sistema frontal que trae aire más frío que el que hay en superficie, el aire caliente es desplazado hacia arriba en forma de turbulencias por el aumento del gradiente de presión del aire. De esta manera aumenta la velocidad del viento que puede llegar a alcanzar velocidades de hasta 160 km/h.

Este contraste entre la temperatura cálida que hay en superficie y la llegada del frente más frío que desplaza el aire cálido formando turbulencias es el causante de dar forma a la nube de polvo y arena que al desplazarse y llegar a ciudades de cierta importancia crean imagenes impresionantes, increíbles.

En cuestión de segundos el día pasa a convertirse en noche y a partir de ahí nada que ver y poco que hacer, pero lo que es indudable es que el momento de la llegada de la tormenta con ese muro de polvo y arena en su parte frontal, es de los momentos más impactantes que uno puede llegar a vivir por su espectacularidad.

Este fenómeno es frecuente en las grande llanuras de Norteamérica, en el desierto del Sahara, en Arabia, la Pampa Argentina etc.... zonas extensas con un terreno muy árido.

Autor: Mike Olbinski
NOAA
Autor: Gerald Ferguson

No hay comentarios:

Publicar un comentario